Presentamos hoy un artículo del Dr. Héctor Luna de la Vega, Doctor en Ciencias Administrativas, actualmente es titular del Organo de Control de la Procuraduría Federal del Consumidor (PROFECO) y participa como vocal del Comité Consultivo “Etica y Transparencia”.

Ciudades-Sostenibles-620x265

La metropolización en los últimos 60 años ha sido un efecto de las migraciones poblacionales (rural a urbana), de la concentración administrativa de los gobiernos, del desarrollo industrial de las empresas, de las oportunidades educativas y del empleo, generándose las llamadas megametrópolis con más de 20 millones de habitantes.

A nivel mundial Tokio es la de mayor población, y el Valle de México se encuentra entre las primeras 5, comprendiendo a tres entidades federativas: D.F. con 16 delegaciones; Estado de México con 59 municipios; Hidalgo con un municipio.

El crecimiento urbano de las megametrópolis proviene de cuatro procesos de transición: geográfica, demográfica, geopolítica y ocupacional, con efectos exponenciales; 3 en 1950; 7 en 1985; 28 en 2014 y proyectarse 41 en 2030.

Por lo anterior, se requiere de una articulación legal y de legitimación para su conducción, ante la oportunidad de incrementar la calidad de vida de sus habitantes, evitar el riesgo de las  desigualdades y resolver la escases de bienes, viviendas y servicios básicos, los cuales provocan desorden en la movilidad urbana.

La solución es buscar la Gobernanza Metropolitana, entendida como el conjunto de estructuras, arreglos institucionales y sistemas de acción; contemplando medios e instrumentos de política pública, movilizados por los actores gubernamentales, privados y sociales involucrados en un espacio territorial.

El Valle de México, al igual que Monterrey y Guadalajara, requieren dirigir sus procesos de metropolización, como un acto de inclusión de la ciudadanía en las decisiones de Políticas Públicas, su evaluación, transparencia y rendición de cuentas, definida como una Gobernanza en la relación sociedad-gobierno, asociativamente con los mecanismos de financiamiento para el desarrollo.

La Gobernanza Metropolitana exige una toma de decisiones ágil, la coordinación de agendas públicas, la solución de problemas, necesidades y exigencias colectivas, así como la coordinación de las agendas de los tres órdenes de gobierno, con una visión integral del crecimiento económico y del desarrollo social como entes articuladores de la prosperidad.

El ejercicio de la planeación es indispensable en la observación  del cumplimento de metas programáticas y presupuestales, identificando los fines sociales de éstas y evaluando si son las requeridas socialmente y cumplen con los fines previstos.

La Gobernanza Metropolitana busca dar soluciones a macro fenómenos comunes, desde los generales como urbanismo, agua, contaminación, seguridad, empleo, etc., como aquellos de naturaleza endémica como los son la recolección de basura y los transportes, entre otros.

El reto del Valle de México se profundiza año con año, y las soluciones se vuelven más dinámicas, exigentes y complejas. Es necesario iniciar con voluntad política y programas de gobierno Federal, Estatal, Delegacional y Municipal, con fines comunes y recursos integrales.

hectorluna@cablevision.net.mx

Anuncios